Resumen

  • Youssoufa Moukoko suma 30 goles en 16 partidos con el BVB Sub17.
  • A sus 13 años se ha convertido en la sensación juvenil de Alemania.
  • En cuatro partidos amistoso con la selección alemana Sub16 anotó tres goles.

Apunten su nombre: Youssoufa Moukoko. Este joven delantero de origen camerunés nació en 2004 pero ya golea como todo un adolescente. En Alemania todos hablan de él y el Borussia Dortmund se frota los ojos con su nuevo niño maravilla. Así es la nueva estrella emergente del fútbol alemán.

Por edad, su equipo tendría que ser el Sub-13 del Borussia Dortmund, o el Sub15. Pero no. Youssoufa Moukoko se ha empeñado en dejar pequeños a todos siendo más joven que nadie. A sus 13 años -han leído bien- este precoz delantero de origen camerunés suma en estos momentos 30 goles en 16 partidos de la Liga Juvenil B del oeste de Alemania con su equipo, el BVB Sub-17. Además, en sus primeros cuatro partidos con la selección alemana Sub16 hizo tres goles. ¡El nuevo niño maravilla del fútbol alemán!

IMPRESCINDIBLE: Borussia Dortmund, el equipo del futuro

A pesar de lo que indica su documento de identidad (nació el 20 de noviembre de 2004), Moukoko no aparenta la edad que tiene: alto, robusto y con facciones muy marcadas. Sobre el campo, el hijo de Joseph Moukoko, un camerunés afincado en Alemania desde hace varias décadas, va ya dos pasos por delante del resto de jóvenes de su edad. O tres. La pasada temporada, a sus 11 años, anotó 33 goles con el Sub15 de Los Negriamarillos, un rendimiento que le llevó este verano a contar de inmediato en los planes de Sebastian Geppert, técnico del Sub17 del Dortmund.

Moukoko no pudo tener un mejor estreno como titular con la selección alemana Sub16. © gettyimages / Jan Hetfleisch

Goles sin parar con el Dortmund

Tras dos meses de pausa invernal, Moukoko volvió a la competición este domingo y no pudo tener mejor regreso: triplete ante el Hombrucher SV en el triunfo de los suyos por 4-0. En total, Moukoko ha hecho siete dobletes (SG Unterrath, VfL Bochum, Hombrucher SV, Bayer 04 Leverkusen, Duisburg y Fortuna Düsseldorf), cuatro tripletes (Alemannia Aachen, Arminia Bielefeld, FC Schalke 04 y el último ante Hombrucher SV), un póker (Viktoria Köln) y 'solo' se quedó en un gol ante Viktoria Köln (en partido adelantado), y Borussia Mönchengladbach. Solo en dos partidos (Münster y 1. FC Köln) se quedó sin marcar.

"Solo puedo decir cosas positivas de él", afirma Geppert, quien prefiere quitar hierro al asunto sobre su edad: "No está mal cuando llega al equipo un jugador que puede jugar con nosotros cuatro años. Hubiese sido injusto que lo dejásemos en el Sub15. Ya mide como los jugadores mayores que él".

También su padre es claro al respecto ante las dudas que despierta el físico de su hijo. "Nada más nacer lo registré en el consulado alemán de Yaoundé (capital de Camerún). Tiene un certificado de nacimiento alemán", aclaró recientemente Joseph Moukoko. Además, la madre del joven talento del BVB, Marie, tiene tan solo 28 años.

Rápido y extremadamente preciso de cara a portería. Youssoufa Moukoko es todo un diamante en bruto a sus 12 años. © gettyimages / Lukas Schulze

A por el récord de Nuri Sahin

De momento, Moukoko lidera con bastante claridad la tabla de goleadores en la Liga Juvenil B del oeste de Alemania, ya que aventaja en treces goles al segundo, Rene Biskup (17 tantos con el Schalke 04). Como premio a su gran inicio, Michael Feichtenbeiner, seleccionador de Alemania Sub16, lo convocó por primera vez para pasar unos días de preparación junto al resto de 21 seleccionados y la disputa de dos amistosos ante Austria a principios de septiembre del pasado año, en los que Moukoko hizo dos goles. Apenas un mes más tarde, en dos nuevos amistosos, esta vez ante Bélgica, Moukoko tampoco se fue de vacío y anotó un tanto en solo 60 minutos de juego.

En Dortmund son cautos con él pero ya empiezan a preguntarse si será el encargado de sustituir a otro borusser, Nuri Sahin, como el debutante más joven de todos los tiempos en la Bundesliga. El turco del BVB lo hizo a la edad de 16 años y 335 días. Solo el tiempo lo dirá. Pero Moukoko se ha empeñado en ganar al tiempo.