Familia, valores, éxitos... Jérôme Boateng, jugador de Bayern Múnich, plasma los hitos de su vida en tinta.

Múltiples son los aspectos de su vida que inmortaliza en su piel Boateng. Su familia es un elemento ubicuo: En su espalda se leen los 21 apellidos de su árbol genealógico; los nombres de sus hijos aparecen esculpidos en la cara interior de su bíceps derecho, así como unas pequeñas pisadas y sus fechas de nacimiento; en su omoplato derecho aparece una imagen de su hermana. El contorno de Ghana, país de su padre, puede verse en su bíceps izquierdo (un motivo que comparte con sus hermanos Kevin-Prince y George.

En cuanto a su valores, en uno de sus brazos puede leerse "Agyenim", su segundo nombre, así como las palabras en inglés “creer” y “confianza”, rodeadas por grandes elementos decorativos.

Por último, su vocación futbolística tiene su reflejo en la copa del mundo y en la palabra “Maracana”, por el mítico estadio donde se proclamó campeón del mundo en 2014.

>>> ESPECIAL: Descubra los tatuajes de los jugadores de la Bundesliga