El serbio Luka Jovic está llamando la atención de los grandes clubes europeos gracias a su imprevisible capacidad de remate. - © imago/Jan Huebner
El serbio Luka Jovic está llamando la atención de los grandes clubes europeos gracias a su imprevisible capacidad de remate. - © imago/Jan Huebner
bundesliga

Análisis: ¿Cómo parar a Luka Jovic?

El delantero serbio -que acaba de fichar por el Real Madrid- marcó en la temporada 2018/19 con la derecha, con la izquierda y de cabeza.

El delantero serbio Luka Jovic fue una de las sensaciones en el fútbol europeo durante la temporada 2018/19. Sus 27 goles en partido oficial solo fueron superados por jugadores como Lionel Messi, Kylian Mbappé Robert Lewandowski, quien le arrebató por cinco goles el primer puesto de máximo goleador de la Bundesliga. Jovic está por encima de futbolistas de la talla de Neymar, Luis Suárez o Sadio Mané. Y todo a sus 21 años de edad.

Pero estos datos en bruto no cuentan realmente lo que convierte al joven talento que explotó en el Eintracht Frankfurt, y que ahora jugará en el Real Madrid, en uno de los delanteros más difíciles de defender de toda Europa.

VEA: Luka Jovic, el diamante serbio de Las Águilas

EFECTIVO Y VELOZ

Para empezar, Luka Jovic selecciona bien sus disparos al arco contrario. Robert Lewandowski, Timo Werner o Andrej Kramaric prueban fortuna más veces que el atacante de Las Águilas. El serbio no llega a los cinco disparos de media (4,7) por cada gol que ha marcado. De las 11 ocasiones claras que tuvo, casi la mitad (45,5%) acabaron dentro de la portería. Por tanto, podemos decir, sin temor a equivocarnos, que se trata de un delantero que aprovecha como pocos sus ocasiones y que dentro del área raramente falla.

Ademas, cinco de sus goles llegaron al contragolpe, alcanzando a veces los 33,8 km/h de velocidad máxima, un dato similar al de Cristiano Ronaldo. Jovic promedia casi 10 kilómetros recorridos por partido -incluyendo 21 sprints- por lo que no es de extrañar que los defensores rivales no puedan seguirle el ritmo. El serbio tiene también capacidad para caer a los costados, lo que favorece la creación de espacios para sus dos socios en ataque, Ante Rebic y Sebastien Haller, grandes beneficiados de la movilidad de Jovic.

VEA: Así juega la excepcional delantera del Eintracht Frankfurt

UN REMATADOR COMPLETO

La mayoría de las veces, los defensores solo tienen una opción: cometer una falta. De hecho, de sus 60 intentos de regate, Jovic ganó 25 de ellos y recibió un total de 31 faltas. Su buen manejo del tren inferior le permite ganar muchas disputas ante defensores mucho más fuertes que él. Pero lo que más llama la atención del juego de Jovic es sin duda su capacidad de remate.

El serbio es una verdadera pesadilla para los defensores por su talento para rematar con independencia de cómo le llegue la pelota. De sus 27 goles oficiales anotados hasta el momento, Jovic hizo nueve con el pie izquierdo, 14 con el derecho y cuatro de cabeza. De sus 71 remates a puerta, el recuento queda de la siguiente manera: 16 de cabeza, 25 con la izquierda y 30 con la derecha. Todo un especialista en no ser especialista.

Movilidad, imprevisibilidad y eficacia. ¿Es posible por tanto parar a Luka Jovic? Sí, pero el serbio no lo pone nada fácil.

¡No se pierda la fórmula letal entre Haller y Jovic: goles y más goles!