Bum-Kun Cha anotó 98 goles en 308 partidos de la Bundesliga. - © DFL
Bum-Kun Cha anotó 98 goles en 308 partidos de la Bundesliga. - © DFL
bundesliga

Leyendas de la Bundesliga: Bum-Kun Cha

Todos ellos dejaron una huella imborrable en la Bundesliga. Diez leyendas por propios méritos que ahora ondean la bandera de la Bundesliga con orgullo en todos los rincones del planeta. El máximo goleador asiático en la historia de la Bundesliga, Bum-Kum Cha, completó 308 partidos y anotó casi 100 goles en la competición, lo que le convirtió en no solo uno de los más grandes futbolistas asiáticos de todos los tiempos, sino también en la Bundesliga. Formó parte del famoso Eintracht Frankfurt que ganó la Copa de la UEFA en 1980, otro motivo más por el que su nombre aparecerá siempre indeleble en los libros de historia del club. Descubra a uno de los iconos de la 'Official Bundesliga Legends Network'.

  • Nombre: Bum-Kun Cha
  • Fecha de nacimiento: 22 de mayo de 1953 en Hwaseong/Corea del sur
  • Partidos en la Bundesliga: 308 (98 goles)
  • Clubes en la Bundesliga: SV Darmstadt 98, Eintracht Frankfurt, Bayer 04 Leverkusen
  • Internacional: 135 veces
  • Palmarés: Copa de la UEFA (1979/80, 1987/88), Copa Alemana (1980/81)
  • Palmarés personal: Jugador asiático del siglo

Bum-Kun Cha, el primer surcoreano que jugó en la Bundesliga, fue un delantero goleador en el SV Darmstadt 98, Eintracht Frankfurt y Bayer 04 Leverkusen entre 1979 y 1989. Pasó muy poco tiempo en su primer club alemán, después de haber sido llevado a casa para el servicio militar, y fue con Las Águilas y con Los Obreros con los que realmente sobresalió. Marcó 98 goles en 308 partidos en la primera división alemana con los tres equipos y ayudó al Frankfurt a ganar la Copa de la UEFA en 1980 y la Copa Alemana un año después, cuando anotó en la final contra el 1. FC Kaiserslautern.

  • ¡Estas son las Leyendas oficiales de la Bundesliga! (agregar link al art. matriz)

El hombre que pasaría a ser nombrado el jugador asiático del siglo XX disfrutó de un mayor éxito después de mudarse a Leverkusen en 1983. Su nuevo equipo levantó la Copa de la UEFA en 1988 cuando Cha anotó en el partido de vuelta contra el Espanyol, cuando el Bayer 04 Leverkusen se impuso en la tanda de penaltis. Su hijo, Du-Ri Cha, también fue futbolista profesional en Alemania y jugó en el Eintracht Frankfurt, Arminia Bielefeld, 1. FSV Mainz 05 y Fortuna Düsseldorf.