Benjamin Pavard es uno de los defensores con mayor futuro del fútbol mundial. - © Lukas Schulze/Bundesliga/DFL via Getty Images
Benjamin Pavard es uno de los defensores con mayor futuro del fútbol mundial. - © Lukas Schulze/Bundesliga/DFL via Getty Images
bundesliga

10 datos claves sobre Benjamin Pavard, el nuevo fichaje del FC Bayern München y campeón del mundo con Francia

El defensor francés del VfB Stuttgart, y campeón del mundo en Rusia 2018, jugará en el FC Bayern München a partir de la temporada 2019/20. Esto es todo lo que debe saber sobre uno de los defensores con mayor futuro del mundo.

1) Siguiendo los pasos de Papin

Benjamin Pavard nació en el norte de Francia, cerca de la frontera con Bélgica, y su primer equipo fue el club local US Jeumont, el mismo en que dio sus primeros pasos Jean-Pierre Papin, ex jugador del FC Bayern München y la selección francesa.

2) Sacrificio paterno

Con nueve años se incorporó a las categorías inferiores del Lille OSC y cuatro veces por semana, sus padres hacían un viaje de 60 millas para llevar a su hijo a los entrenamientos y regresar de vuelta a casa. La empeño familiar dio sus frutos, ya que Pavard hizo su debut en la Ligue 1 a la edad de 18 años en enero de 2015. En agosto de 2016 llegó el cambio a Stuttgart y Pavard, hijo de un ex defensor francés, siempre estará agradecido a sus padres por cómo le ayudaron en sus comienzos.

"Mis padres siempre han estado ahí para mí", dijo durante el Mundial de Rusia 2018. "Empecé muy pequeño a jugar al fútbol y no fue fácil para ellos porque soy su único hijo. Tampoco fue fácil para mí y esta es la recompensa por todos los sacrificios que hicieron por mí".

3) Debut y ascenso

El estreno en Alemania no pudo ser mejor para Pavard. El jovencísimo francés tuvo un papel destacado en la temporada del último ascenso del VfB Stuttgart a la Bundesliga, la 2016/17. Disputó 21 partidos aquella campaña, siendo especialmente importante en la recta final del campeonato: no se perdió un solo minuto en los últimos 11 partidos de la temporada en Segunda. El Stuttgart, en un gran sprint final, ganó seis de sus últimos siete partidos y logró un merecido ascenso a la máxima categoría.

Su gran rendimiento tuvo premio y, en diciembre de 2017, el Stuttgart le hizo un nuevo contrato hasta 2021. En el regreso a la Bundesliga, Pavard siguió impresionando, jugándolo todo en la gran temporada 2017/18 que finalizó con el séptimo puesto de los suabos.

El dorsal 21 ha acompañado a Pavard desde que llegó a Alemania. - Matthias Hangst/Bundesliga/DFL

4) Versatilidad como seña de identidad

Aunque se formó como defensa central, su puesto habitual en el Stuttgart, Pavard también puede desempeñarse en el lateral derecho, como lo hizo -brillantemente- con Francia en el Mundial de Rusia 2018, o hasta en el centro del campo como mediocentro defensivo. Su versatilidad es sin duda un plus y una de las razones que le permitieron jugar más de 3.000 minutos en la temporada 2017/18.

La temporada pasada fue uno de los cuatro únicos jugadores que no se perdieron un solo segundo del campeonato: Matthias Ginter (Borussia Mönchengladbach), Naldo (FC Schalke 04) y Christian Günter (SC Freiburg).

5) Extremadamente resistente

El único partido que Pavard se perdió en la temporada 2017/18 fue un encuentro de la Copa Alemana que el Stuttgart perdió sin su presencia, después de que se rompiera la nariz en la derrota por 1-0 ante el Bayern el 16 de diciembre. La lesión se produjo como resultado de un choque con su compañero de equipo Chadrac Akolo, pero el duro defensor francés siguió jugando hasta el final.

El experimentado Mario Gómez ha podido comprobar de primera mano el talento defensivo de Pavard. - 2018 DFL

Como resultado, Pavard jugó una máscara protectora a principios de 2018 y su presencia en el centro de la defensa fue vital en la recta final de temporada, ya que el Stuttgart tan solo concedió 10 goles en sus últimos 14 partidos de la Bundesliga.

6) "¿Quién eres, quién eres?"

Durante la increíble Copa del Mundo disputada por Francia en julio de 2018, Pavard se sorprendió por la rapidez con la que se había ganado a todo el país. "Es un poco extraño porque la gente no necesariamente había oído hablar de mí antes", dijo en una entrevista para la Federación Francesa de Fútbol.

"Todavía recuerdo cuando me llamaron por primera vez en noviembre y todos me dijeron '¿Quién eres, quién eres?' Ahora juego con regularidad y realizo buenas actuaciones gracias a todo el equipo y al cuerpo técnico, que me dan confianza".

7) En la voz del aficionado

Y las cánticos de los aficionados franceses no pasaron desapercibidos para el propio Pavard. "Hubo muchas canciones sobre mí", dijo. “Significa mucho para mí que la gente en Francia sea feliz. Soy alguien que da todo cuando se pone la camiseta y no tengo miedo de a quién nos enfrentamos".

8) Sus goles son dignos de ver

El primer gol de Pavard con el VfB Stuttgart fue un remate de cabeza ante el Fürth en Segunda. Su primer gol en la Bundesliga llegó en la Fecha 10 de la temporada 2017/18, con otro espectacular cabezazo en la victoria por 3-0 sobre el SC Freiburg.

Pero luego atrajo la atención de todo el mundo con su sensacional tanto para igualar ante Argentina en los octavos de final de Rusia 2018. Inclinándose hacia atrás tras un centro de Lucas Hernández, y desde el lado derecho del área, Pavard mostró una depurada técnica para golpear la pelota y enviarla a la escuadra.

"No he pegado ojo", dijo Pavard a la mañana siguiente durante una aparición televisiva en Telefoot. "Todavía estoy como en una nube. Marca en la Copa del Mundo con esta camiseta es algo increíble... He estado viendo mi gol en bucle".

9) Propenso a llorar de alegría

Pavard está muy unido a sus padres, quienes viajan seis horas para ir a cada partido del Stuttgart en casa. Cuando lo sorprendieron con un mensaje de video después del gol contra Argentina, diciéndole lo orgullosos que estaban de él, la estrella emergente no pudo contener las lágrimas. "Nunca podré agradecerles lo suficiente todo lo que hicieron por mí", respondió.

El 2018 fue un año muy especial para Benjamin Pavard. - DFL

Hablando después de la victoria por 4-2 sobre Croacia en la final, reveló que también había llorado durante el partido ya que empezó a golpearle la realidad de lo que había logrado. "Hace dos años [en la Euro 2016] estaba en la zona de aficionados del Lille con mis amigos", dijo a la televisión francesa. “Y hace un año jugaba en la segunda división alemana. He salido de la nada, como dice una canción sobre mí. Todavía no me he dado cuenta completamente de lo que hemos hecho. Es genial. Durante el partido, cuando faltaban dos o tres minutos, derramé algunas lágrimas".

10) Ambición sin límites

Pero haber alcanzado la cima del mundo no es suficiente para Pavard, ya que, a sus 22 años, tiene todo el futuro por delante y mucho aún por ganar. "Tienes que ganar, ganar y volver a ganar", declaró. "En dos años está la Eurocopa, que quiero ganar. Quiero ganarlo todo. La Copa del Mundo varias veces, la UEFA Champions League, todos los títulos posibles. Quiero ser un jugador con un gran número de títulos. Lo disfruto en el momento pero después de eso volveremos a la batalla".