Resumen

  • El argentino recibió el máximo reconocimiento que entrega el club alemán a un jugador: el nombre de una tribuna.
  • Jugó durante 10 temporadas con la camiseta del 1. FC Nürnberg y disputó un total de 416 partidos.
  • La directiva lo consideró un “pilar del equipo”, de “alto poder” y destacaron su “fiabilidad con el club”.

Pocos jugadores latinos pueden contar la historia que Javier Pinola escribió en la Bundesliga. Su legado con la camiseta del 1. FC Nürnberg fue de tal trascendencia que el club decidió otorgarle un galardón histórico: una tribuna del Grundig Stadion lleva grabado el nombre del defensa argentino.

10 años defendiendo estoicamente la camiseta del 1. FC Nürnberg no pasan en vano para el equipo alemán. Menos cuando un jugador completa más de 400 partidos. Parecen datos inalcanzables, pero el defensa argentino Javier Pinola se inscribió en este selecto grupo de jugadores que hicieron historia en el club y en la Bundesliga. El defensa trasandino se probó la camiseta en 2005 y de allí en adelante no se la sacó más y defendió en cada partido, durante toda una década, los colores del Nürnberg.

Con ella supo de altos y bajos, pero nunca abandonó el club de sus amores. Incluso, recibió apetitosas ofertas de otros clubes de la Bundesliga y Europa, pero permaneció fiel a su corazón. Su esfuerzo y fidelidad se vio recompensado cuando ganó la Copa Alemana en 2007 con el equipo bávaro. Pero la relación de Javier Pinola y el club alemán va más allá de los títulos y logros, es una historia que quedó en la retina de los hinchas: un jugador inmortal, tan inolvidable que una parte del estadio lleva estampado su nombre para siempre.   

VÍDEO - La tribuna de Javier Pinola en el estadio del Nürnberg

“No me arrepiento de este amor”

Tal reconocimiento dio la vuelta al mundo, especialmente en la prensa argentina y sudamericana, ya que es el primer jugador de la región en lograr dicho premio. Por ello, Pino, como le llaman cariñosamente hasta el día de hoy en el club alemán, no lo dudó y viajó en mayo de 2015, con toda su familia, para recibir dicho homenaje en vivo y en directo.

En la ocasión, los aficionados desplegaron un gran lienzo con su nombre y otro aún más grande con la camiseta del Nürnberg y de la selección argentina, bajo una frase en español que Javier Pinola nunca olvidará: “No me arrepiento de este amor”.

AL DETALLE - Javier Pinola fue elegido mejor argentino en la historia de la Bundesliga

El defensa argentino, se fotografió de la mano de sus hijos y fue ovacionado por la toda la afición en el centro del campo para posteriormente dirigirse a la tribuna del Grundig Stadion que, desde aquel día, lleva timbrado su nombre. Pinola simplemente es una leyenda escrita a punta de partidos, fidelidad a toda prueba y goles. Un jugador inolvidable para el fútbol alemán, para la Bundesliga, pero especialmente para la afición del 1. FC Nürnberg. Pinola ya es parte del recuerdo y la historia de su querido club bávaro.