Resumen

  • Borussia Dortmund acumula ya 31 partidos de Bundesliga en casa sin conocer la derrota.
  • Marc Bartra realizó un buen partido en el centro de la defensa.
  • Mikel Merino entró en los minutos finales y estuvo cerca de marcar.

Borussia Dortmund se impuso con mucha claridad por 3-0 al VfL Wolfsburg en la Fecha 21. Los de Thomas Tuchel se mostraron muy superiores ante unos Lobos que nunca llegaron a entrar en el partido.

Cómodo triunfo de Marc Bartra con el Borussia Dortmund ante un Wolfsburg que nunca llegó a ser una amenaza en un Signal Iduna Park sin la algarabía de otras tardes por el cierre de la grada sur. El central disfrutó de la victoria de su equipo en una partido sin demasiada exigencia en las labores defensivas. Ante la poca mordiente de Los Lobos, Bartra se sumó en varias ocasiones al ataque y a punto estuvo de marcar en la segunda parte tras una buena jugada individual.

Mikel Merino disfrutó de los últimos diez minutos del encuentro. El navarro, que no jugaba desde el último partido de 2016, entró en el campo por Weigl y estuvo cerca de marcar en un remate de cabeza que atajó el arquero Benaglio.

Consulte todos los datos del #BVBWOB en nuestro Centro de Partido.

Gonzalo Castro volvió al once inicial y el Borussia mejoró su juego en el centro del campo. © gettyimages / Christof Koepsel/Bongarts

Así fue el partido

Los de Tuchel saltaron al campo con la idea de decidir pronto el partido y suyas fueron las primeras ocasiones. Hasta cinco oportunidades claras tuvieron los locales en los primeros minutos, sin embargo el primer gol no llegó hasta que el defensor del Wolfsburg, Bruma, cabeceó accidentalmente hacia su propio arco. Con la corta ventaja y sin noticias de los visitantes, el partido llegó al descanso.

En la reanudación, Los Potros no acabaron de asentarse cuando Piszczek cazó un balón en el área chica para hacer el segundo. El Dortmund siguió siendo el amo y señor del partido ante la poca resistencia de los visitantes. Al filo de la hora del encuentro, Dembélé, con otro remate de cabeza, puso la sentencia definitiva a una tarde plácida para el Borussia.