Resumen

  • El SV Werder Bremen confirma su gran estado de forma pero cayó ante un inspiradísimo 1. FC Köln que se coloca sexto provisionalmente.
  • Claudio Pizarro entró en el min. 80 y en el 89 anotó el empate 4-4… en fuera de juego.
  • El Colonia adelanta al Bremen en la tabla -empatan a puntos- y sigue poniendo todo de su parte por disputar la temporada próxima en Europa.

El #KOESVW se saldó con un espectacular y vibrante 4-3 en el que el 1. FC Köln venció a un rival directo. El SV Werder Bremen estuvo a punto de lograr el empate en numerosas ocasiones y, cómo no, Claudio Pizarro no quiso faltar a la cita.

La Fecha 32 se abrió con un eléctrico partidazo de pura Bundesliga en el que se vio lo mejor de cada casa. En el lado del Werder la afición pudo disfrutar de la clase dictada por Fin Bartels, inconmesurable a la hora de crear juego y de generar peligro cerca del área rival. Sin embargo, en el minuto 89 el resultado de hoy podía haberse mutado en otro para alegría de Los Verdiblancos con otro protagonista: Claudio Pizarro. El Bombardero de los Andes saltó al campo en el min. 80 y en el min. 89 logró marcar el gol del empate para el Bremen… pero en fuera de juego. 

Un revés para el Bremen, que aunque ve cómo su imparable ascenso se corta –en la Fecha 21 era decimosexto con 19 puntos, en puestos de descenso, y ahora es séptimo con 45 unidades–, no deja indiferente a nadie. La garra mostrada, su inteligente juego y la calidad de jugadores como Bartels, Delaney, Selassie, Gnabry o el propio Claudio Pizarro han permitido a Los Verdiblancos enderezar una temporada que pintaba oscura hasta que a mediados de febrero despegó con rumbo a la Europa League.   

Toda la información sobre el #KOESVW, en nuestro Centro de Partido

Así fue el partido

Los Chivatos saltaron al campo haciendo valer su condición de locales atosigando el arco visitante hasta que Anthony Modeste abrió la cuenta en el min. 13, aprovechando un saque de esquina. Poco después, Leonardo Bittencourt puso el 2-0 (min. 28) con un soberbio testarazo y el vendaval del 1. FC Köln parecía no tener fin hasta que el Werder Bremen estrenó el carrusel de emociones. Fin Bartels, capitán de Los Verdiblancos, salió al rescate y en el min. 34 (2-1) metió a los suyos de nuevo en el partido con un sutil toque ante el arquero Timo Horn. El despertar del Bremen se sintió al instante y Gebre Selassie en el min. 40 igualó las cosas con un violento cabezazo picado (2-2). Pero el Colonia aún tenía un as bajo la manga y cerró el primer tiempo con una preciosidad de Simon Zoller (3-2, min. 44), que superó con un globo medido al meta del Bremen.

Con la reanudación de la segunda parte, el Colonia salió a toque de corneta y apenas en el min. 47 Modeste firmó un doblete y el 4-2, una preciosa barbaridad: controló en la esquina derecha del área y fusiló abajo al palo del arquero. El maremágnum se calmó algo pero el Bremen no bajó los brazos, tiraron de garra y buen juego y acortaron distancias en el min. 62 gracias a un prodigioso centro de Bartels al segundo palo, donde se lanzó con todo Serge Gnabry (4-3). El resultado se mantuvo abierto hasta los minutos finales y Claudio Pizarro casi completa la hazaña con un gol que fue anulado por fuera de juego. Siete goles hicieron la noche.

¡Así está la clasificación de la Bundesliga!