Resumen

  • Once jugadores latinos se reparten entre Borussia Dortmund y FC Bayern München.
  • Rubén Sosa, Márcio Amoroso o Lucas Barrios protagonistas en el BVB.
  • Roque Santa Cruz y Arturo Vidal, goleadores en el Bayern.

El de este fin de semana será el Clásico alemán con mayor presencia latina de la historia. Sobre el césped del Signal Iduna Park podrían verse las caras hasta 11 jugadores procedentes de Latinoamérica o la península Ibérica. Sin embargo, el protagonismo latino en el duelo por excelencia de Alemania no es nada nuevo.

Las dos jóvenes joyas latinas de Borussia Dortmund y Bayern München, el español Mikel Merino y el portugués Renato Sanches, por ejemplo, aún no habían nacido cuando Rubén Sosa dejó su sello en un clásico germano. Concretamente en el disputado el 1 de octubre de 1995. El fino futbolista uruguayo, llegado esa temporada procedente del Inter de Milán, no necesitó mucho para ganarse el corazón de la hinchada negriamarilla. Sosa entró al terreno de juego en la segunda mitad con empate en el marcador y, con su primer remate a puerta, logró dar ventaja a los suyos. Aquel choque acabó con victoria por 3-1 para el cuadro de Dortmund, pero en la memoria colectiva quedó grabado el espectacular tiro libre del charrúa.

Rubén Sosa mandaba y goleaba en el Borussia Dortmund.

Decisivo fue también el tanto Roque Santa Cruz para el Bayern en el clásico disputado en Dortmund el 8 de septiembre de 2001. El paraguayo, que hace una semanas anunció su retirada internacional, selló el 0-2 con su primer tanto de aquella temporada. Un curso en el que el club muniqués contaba, por cierto, con una delantera totalmente latina: Claudio Pizarro, Giovane Elber y el propio Santa Cruz. Un tridente que dio numerosas alegrías a la afición bávara.

Roque Santa Cruz rindió a buen nivel durante sus ocho temporadas en el FC Bayern München.

Muy buenos recuerdos dejó también, pero en el equipo negriamarillo, el delantero brasileño Márcio Amoroso. No en vano fue el primer latino en proclamarse máximo artillero de la Bundesliga (2001/02). Pocos rivales lograron frenar al letal atacante. El Bayern no fue una excepción. En el clásico disputado el 19 de abril 2003, Amoroso hizo el único tanto del duelo desde los once metros a los dos minutos de sustituir a su compatriota Ewerthon.

Lucas Barrios fue fundamental en el gran triunfo del BVB en Múnich en 2011.

Un lugar especial en la historia reciente del Borussia Dortmund tiene, sin duda, el 1-3 cosechado en Múnich el 26 de febrero de 2011. El cuadro entrenado por Jürgen Klopp logró batir por primera vez en 20 años al Bayern en su feudo. Y lo hizo en parte gracias a la gran actuación de Lucas Barrios. El delantero guaraní abrió la lata en el minuto 9 con un derechazo imparable para Manuel Neuer. Esa temporada, el Borussia Dortmund conquistó su última liga hasta la fecha.

El chileno Arturo Vidal cuajó una extraodrinaria Supercopa Alemana ante el BVB esta temporada. © gettyimages / Oliver Hardt

Y precisamente en el Clásico más reciente también hubo un título en juego: la Supercopa Alemana disputada el pasado 14 de agosto. Ese día Arturo Vidal se sumó a la lista de goleadores del duelo con más renombre de Alemania. El chileno guió al Bayern con el importantísimo 0-1 en el minuto 58. Poco después, Thomas Müller lograría el definitivo 0-2 en el que ha sido el último enfrentamiento entre los dos gigantes de la Bundesliga hasta la fecha. Este sábado, nueva edición de der Klassiker, el de mayor acento latino.

Descubra todo acerca del #BVBFCB en nuestra Central de Partidos.