Resumen

  • Arturo Vidal y Charles Aránguiz han sido piezas importantes en sus clubes.
  • Eduardo Vargas ha tenido que batallar por minutos.
  • Miiko Albornoz es fundamental en el intento del Hannover 96 por ascender.

Con realidades dispares, los jugadores de la Roja que militan en Alemania ya están listos para regresar a su país para remontar posiciones en la Eliminatoria Sudamericana. Vidal, Aránguiz, Vargas y Albornoz tendrán que rendir a tope en los duelos contra Ecuador, el 6 de octubre en Quito, y Perú, el 11 en Santiago.

Arturo Vidal es el que mejor llega. El volante del FC Bayern München ha sido piedra angular del esquema de Carlo Ancellotti. Tanto así, que mientras él es titular, hay varios campeones del mundo en el banquillo.

Vidal llega al llamado de su país con seis apariciones en igual cantidad de fechas disputadas por los bávaros en este certamen. Tres como titular y otras tres como suplente. Además de haber anotado uno de los goles que le dieron la Supercopa a los suyos, y otro más en el partido de la primera ronda de la Copa Alemana. En la Champions League fue titular en los dos juegos y disputó los 180 minutos.

Charles Aránguiz está viviendo una fase de readaptación al Bayer 04 Leverkusen. El volante de 27 años finalmente tiene continuidad con su club después de la grave rotura del tendón de Aquiles que le dejó fuera de buena parte de la pasada Bundesliga.

En esta temporada acumula cinco apariciones como titular, además de una en la Copa Alemana y otra en la Champions, donde jugó los dos partidos de su club. El técnico Roger Schmidt cuenta con él para poder mantener el equilibrio del mediocampo y darle salida limpia a su elenco.

Vargas permaneció en el banquillo en el último duelo del Hoffenheim. © DFL DEUTSCHE FUSSBALL LIGA

Eduardo Vargas ha tenido que pelear mucho por su espacio en el TSG Hoffenheim 1899. El delantero pasó las primeras fechas fuera de los llamados del técnico Julian Nagelsmann y ahora que regresó a las convocatorias, apenas jugó 53 minutos en dos partidos en los que ingresó como suplente. “Creemos que será muy bueno para él estar más de un año en el mismo entorno, así podrá mostrar el 100% de sus capacidades”, dijo Alexander Rosen, director deportivo del club, al portal AS Chile.

El cuarto representante del fútbol alemán en la selección chilena milita en la Bundesliga 2. Miiko Albornoz apostó a quedarse en el Hannover 96 para devolverlo a la máxima categoría y el defensor encontró premio a su constancia. Ha sido titular en los ocho partidos de su equipo, que marcha segundo en la tabla de posiciones. Y ante las bajas que tiene Chile en su sector defensivo, el zaguero se asoma como una opción válida para el técnico Juan Antonio Pizzi.